Facebook … y los demás

Social Media

Facebook-Timeline-Zuckerberg
Me sentí como en casa, invitado a un “visionado en familia” con el equipo de Facebook España, para ver en directo el F8, evento anual para desarrolladores, que protagoniza Mark Zuckerberg y en el que se anuncian los cambios y novedades más relevantes del año. Casi dos semanas después, han corrido ríos de tinta sobre los que parecen ser los cambios más importantes introducidos por la red social desde su nacimiento.

La semana pasada, Marimar Jiménez publicó un artículo en Cinco días en el que participé tras una larga conversación sobre las implicaciones que la introducción de Timeline, la ampliación de OpenGraph y los acuerdos con proveedores de contenidos tienen para el panorama competitivo de Internet.

El análisis en detalle de la nueva funcionalidad la podéis apreciar en el post que escribió aquí Iván Fanego tras la conferencia. Mi resumen en tres puntos principales:

  • Toda tu vida con Timeline. Facebook convierte el perfil de usuario en un detallado archivo de nuestra vida: imágenes, posts, vídeos, música,… La espina dorsal de nuestra memoria absoluta (Funes el Memorioso de Borges palidecería ante la idea).
  • Open Graph: el grafo social aún más abierto. La integración en Facebook de las actividades realizadas en aplicaciones de terceros. Si corro unos kilómetros con Runkeeper, la carrera queda registrada en Facebook, si escucho una canción, tate. Si me peso cada mañana y la báscula conectada con wifi me recuerda que no estoy siguiendo Dukan, en Facebook queda eso.
  • Consumo de contenidos digitales. Acuerdos con grandes empresas de streaming de contenidos online como Spotify, Netflix o grandes periódicos, para distribuir sus contenidos directamente en Facebook. Un gran kiosco digital de consumo de contenidos a la carta.


Los cambios anunciados recogen tres tendencias muy fuertes y asentadas y se pone en el centro gravitatorio de las mismas: 1) personal data tracking: cada vez más, la gente querrá guardar los datos de su vida personal (cuántas veces me cepillo los dientes, el peso, la tensión arterial, la distancia que corríamos hace cinco años, o la canción que estábamos escuchando cuando nos enteramos de que había muerto un ser querido… 2) Internet of things: todos los sensores (móviles o fijos) conectados a Internet vía 3G, wifi o lo que venga: la báscula, el móvil, el cepillo de dientes, la nevera, …) 3) social content: todo lo que hacemos, compartido con nuestro grafo social.

¿Qué puede significar para Google?
Facebook está contraatacando y Google es consciente. Google+ es un movimiento orientado a conseguir más datos de los usuarios y poder así servir una publicidad más eficiente, que es el punto fuerte de Google. La esperanza secreta además, es conseguir más usuarios activos y poner a Google+ en el centro de las “actividades online” que realizan las personas. Con el ánimo de convertirse en la espina vertebral de los servicios online más utilizados de Google, que ahora se encuentran algo dispersos (gmail, docs, readers, search, etc). Pero el punto fuerte de los servicios de Google está más enfocado a la “colaboración”, mientras que el de Facebook está más enfocado al “lifestreaming“: genero contenidos y comparto contenidos (no trabajo colaborativamente sobre los contenidos).

Evidentemente, la amenaza de que Facebook le “robe mercado publicitario” sigue estando ahí. Ahora Facebook tiene más horas de utilización y va a saber más sobre las actividades de las personas. Esa información puede ser clave a la hora de servir publicidad. Pero en el corto plazo la tarta de Google es publicidad de “conversión” y la de Facebook es de “branding”. Si no cambia nada, Facebook le seguirá robando tarta a la televisión, a la radio y a las revistas (medios tradicionales en los que se invertía en publicidad de branding). Para robarle tarta publicitaria de conversión a Google, debería convertirse en una gran plataforma de “ecommerce”. Algo que lleva tiempo persiguiendo pero que aún no ha conseguido. Los anuncios del F8 de Facebook no están directamente relacionados con eso, con la excepción de “plataforma de ecommerce para contenido digital” (prensa, películas, música).

¿Cómo puede afectarle a Apple y a Amazon?
Se trata de un anuncio que Apple mira con recelo, porque Facebook busca ser una “plataforma de distribución de contenidos” y se alía con Netflix, Spotify, etc y les cobra “peaje”… Eso es exactamente el core de Apple como plataforma (hardware + software) de contenidos. Qué pasará cuando pueda leer un periódico desde la aplicación de Facebook en el iPad o iPhone… Amazon también compite en ese espacio. Es un gran distribuidor de contenido electrónico (por ahora, los libros son su fuerte). En la faceta ecommerce, Amazon es un gigante y lo será dentro de 20 años. Facebook tiene aún que demostrarlo.

¿Quién ganará la batalla?
Todos quieren ser el gran hermano. Pero todos lo están haciendo muy inteligentemente porque ponen al usuario lo primero: saben que es el único camino en una economía en red. De hecho, no son el gran hermano de Orwell, son “el mundo feliz” de Huxley. Hay una diferencia abismal. El Gran Hermano representaba el modelo soviético, una “inteligentsia” decidió por mí. En Un mundo feliz, fueron los propios humanos los que voluntariamente decidieron llegar a esto.

En cualquier caso, una cosa es lo que quiere ser Facebook y otra, lo que puede llegar a ser. Open Graph sigue profundizando en el secreto del éxito de Facebook, la apertura de la base de datos y del grafo social a terceros. Cuando Spotify decidió usar Facebook para conectar a sus usuarios, en lugar de diseñar su propio grafo, allanaba el camino para convertirse en partner y ahora Facebook le devuelve el favor. Pero Facebook tiene enfrente a Google, Apple y Amazon y ese es sin duda su punto más débil. Las tres son empresas más grandes y más rentables que Facebook. No será fácil aguantar el tirón. Nos esperan años de lucha encarnizada. Nosotros somos el producto. Y los principales beneficiados.

Cuatro artículos sobre el nuevo Facebook que quizá no hayas leído

Menú